Escleroterapia con Microespuma

El método más eficaz para eliminar varices
  • Solicita información

    También puedes llamarnos a los teléfonos:

    91 726 47 01 - 615 875 184
    91 726 46 33 - 615 982 084

    • Elimina cualquier tipo de variz sin necesidad de cirugía
    • Descuentos especiales sobre precio privado
    • Es un procedimiento ambulatorio e indoloro que no interrumpe la actividad diaria
    • Primera consulta de valoración gratuita
    • Condiciones especiales de financiación

    Escleroterapia con Microespuma

    La escleroterapia es un procedimiento terapéutico basado en la inyección de la Microespuma Esclerosante original para la eliminación de vasos venosos enfermos. En la actualidad es el único tratamiento apto e indicado para:

    • Eliminar todo tipo de varices sin cirugía, de forma sencilla, indolora, altamente eficaz, cómoda para el paciente y con total seguridad.
    • Curar las úlceras varicosas.
    • Permitir que las malformaciones vasculares sean una enfermedad de evolución benigna, controlable y, en ciertos casos, curable.

    Gracias al acuerdo de colaboración alcanzado entre Sanitas Hospitales y Nuevos Servicios y el Instituto Internacional de Flebología Cabrera, los pacientes de Sanitas pueden beneficiarse de las ventajas del tratamiento con Microespuma Esclerosante(1), ofrecido en Clínica Londres (C/ Zurbano, 70 ).
    TENGAS O NO UN SEGURO DE SANITAS

    Servicio prestado en Clínica Londres (C/ Zurbano, 70).

    (1) Servicio ofrecido por Sanitas S.L. de Diversificación (Sociedad Unipersonal), compañía perteneciente al Grupo Sanitas. Este servicio no está cubierto con carácter general por ninguno de nuestros productos aseguradores con excepción de aquellas pólizas donde se haya acordado expresamente su inclusión dentro de la cobertura asegurada. Los clientes de Sanitas S.A. de Seguros pueden acceder a estos servicios en condiciones especiales. Consultar precios y disponibilidad del servicio.

    Ventajas de la escleroterapia

    • Permite, con la misma técnica, eliminar todas las varices de cualquier paciente, al no existir limitaciones número, tamaño, localización o morfología. Evita la cirugía al 100% de los pacientes con varices.
    • No precisa de otros métodos o cirugías complementarias para concluir el tratamiento.
    • Es un procedimiento ambulatorio y, por tanto, fácilmente repetible cuantas veces sea necesario, sin limitación del número de sesiones. No requiere ni cirugía, ni quirófano, ni anestesia, ni ayuno, ni estudios preoperatorios.
    • Es indoloro pues las molestias son similares a una extracción de sangre.
    • El paciente sale del centro andando por su propio pie y puede retomar de inmediato su vida social y profesional, al no ser necesarios reposos ni bajas laborales.
    • Reduce la posibilidad de recidivas, las varices no vuelven a aparecer a los 2-3 años. Con la cirugía de varices, las recidivas se presentan en el 60% de los casos.
    • Minimiza los efectos secundarios que con otras espumas puede aparecer, como pigmentaciones cutáneas o flebitis (complicación provocada por la inflamación de la vena).
    • Fácil manejo y control de la acción esclerosante. La Microespuma, en lugar de mezclarse con la sangre, la desplaza y ocupa totalmente el interior del vaso inyectado, por lo que se trata de un esclerosante manejable, que puede producir unos resultados predecibles. Además, al ser las micro-burbujas visibles con el Eco-doppler, podemos controlar hasta dónde ha llegado la microespuma o hasta dónde queremos que lo haga.

    El tratamiento de la escleroterapia

    Este tratamiento para eliminar varices consta de tres etapas:

    Primera consulta gratuita:

    En primer lugar, llámanos al teléfono 91 726 47 01 y te proporcionaremos una primera consulta de valoración con el equipo de Angiología y Cirugía Vascular en Clínica Londres (C/ Zurbano, 70).

    Sesiones de tratamiento:

    Tras la primera visita comienzan las sesiones del tratamiento. Las sesiones son procedimientos sencillos y rápidos, con una duración de, aproximadamente, 30 minutos. Es un procedimiento ambulatorio e indoloro, que tiene lugar en la misma consulta, no precisando quirófano, ni anestesia, ni estudios preoperatorios. Aunque el número puede variar en función de la gravedad y la extensión de las varices, el tratamiento completo para las varices tronculares es de una media de 4 sesiones, lo que se traduce en aproximadamente 3 meses.

    Tras las sesiones:

    Una vez finalizada la sesión se coloca en cada pierna tratada la media de compresión que deberás llevar durante el periodo de tiempo recomendando por el doctor.